VIANO DO CASTELO, OPORTO Y AVEIRO. 2010

Es Semana Santa y dado que no contamos con más de cuatro días decidimos escaparnos a Portugal. Sería la primera vez que estaríamos en Oporto, pero no la última…

DÍA 1: salimos de Trevías por la mañana rumbo a nuestra primera parada, Valença. Aquí visitamos la muralla y sus múltiples puestos.

Al llegar a Viano Do Castelo  nos alojamos en un pequeño y céntrico hotel llamado… Antes de llegar hacemos parada en la Basílica de Santa Luzia.

Desde donde hay unas bonitas vistas, incluyendo la desembocadura del río Limia en el Océano Atlántico:

Después nos dirigimos al hotel para dar una vuelta por su centro histórico viendo la Plaza de la República, la Iglesia de la Misericordia y el ayuntamiento.

DÍA 2: salimos por la mañana en direccióna Oporto haciendo una  pequeña parada para visitar el Castillo de Guimaraes.

Una vez que llegamos a Oporto nos alojamos en el hotel… con parquin propio y jacuzzi en la habitación por 60 euros la noche. Estaba genial, además la atención excelente.

Ese mismo día nos vamos a visitar la ciudad. Comenzamos dando un paseo por la zona de la Ribiera y el Puente de Don Luis I.

Allí, en el restaurante Porto Escondido, probamos la famosa francesinha, un  contundente sándwich típico de Portugal y que para comerlo debéis de tener mucha hambre…

DÍA 3: al día siguiente comenzamos nuestro recorrido por la Plaza de la Libertad, con la estatua ecuestre de Don Pedro IV de Portugal y I de Brasil, duque de Braganza (1798-1834), monarca portugués responsable de la independencia de la colonia en América. ( La iglesia de Nuestra Señora da Lapa guarda una reliquia que raramente ve la luz del día, el corazón de Pedro IV, sumergido en formol)

seguimos hacia la Catedral

Pasando por la famosa estación de trenes de Sao Bento:

Más tarde volvemos sobre nuestros pasos y subimos dando un paseo desde la Plaza de la Libertad hasta la Iglesia y la Torre de los Clérigos.

La Torre tiene 76 metros de altura, es la más alta de Portugal, y sus más de 200 escalones nos desaniman para subirla.

Después nos dirigimos a la iglesia do Carmo (Iglesia del Carmen) con sus característicos y coloridos azulejos azules.

y a visitar la librería Lello & Irmao, famosa por sus escaleras, las cuales inspiraron a la autora de Harry Potter, J.K. Rowling.

Nos volvemos a comer a un McDonald’s cuya entrada con el aguila parece un poco fascista😅 y continuamos callejeando por la zona de la Bolsa y admirando los famosos tranvías de Oporto.

Iglesia Monumento de San Francisco al fondo

Como hace calor nos tomamos unos batidos de vuelta al barrio de la Ribeira:

También aprovechamos para subir al Miradouro da Victoria :

Ese día para cenar nos vamos al restaurante Casa de Té Boa Nova, muy romántico situado en Leca de Palmeira y a unos veinte minutos de Oporto, el cual nos habían recomendado unos amigos.

El faro de Leca de Palmeira

Nos gustó el lugar, pero los precios no son aptos para nuestro bolsillo y la comida tampoco nos pareció nada de otro mundo…

DÍA 4: salimos por la mañana hacia Aveiro; hace un día de sol precioso para disfrutar de sus canales, por algo la llaman la Venecia Portuguesa, pero obviamente aunque son bonitos, no son comparables a los de Venecia.

Como es la hora de comer disfrutamos de un típico y rico arroz caldoso con bogavante.

Teníamos pensado hacer noche aquí, pero finalmente decidimos volver a casa ese día, previo paso en éste soleado día por la Praia da Barra y su colorido Farol de Aveiro:

FIN